Un llamado a la PAZ…

EL DIA DE LA VICTORIA:

Recordando el pasado, construyendo un futuro de paz

El 8 de mayo de 1945 marcó el fin de una devastadora era de violencia y conflicto de la II Guerra Mundial (https://es.wikipedia.org/wiki/Segunda_Guerra_Mundial). En este día, conocido como el Día de la Victoria en Europa, el mundo celebró el triunfo sobre la tiranía y la opresión. Hoy, setenta y nueve años después, seguimos recordando este momento crucial en la historia mundial, no solo para honrar a aquellos que sacrificaron tanto, sino también para reflexionar sobre el camino hacia la reconciliación y la paz duradera.

El 8 de mayo de 1945, tras años de lucha y sacrificio[1],[2], las naciones aliadas celebraron la rendición incondicional de las fuerzas del Eje, poniendo fin a un conflicto que había cobrado millones de vidas y devastado naciones enteras. Es importante recordar los sacrificios y la valentía de aquellos que lucharon en todos los frentes, así como el sufrimiento de quienes perdieron sus vidas, sus hogares y sus seres queridos en el camino hacia la libertad.

El Día de la Victoria (https://es.wikipedia.org/wiki/D%C3%ADa_de_la_Victoria) , también debe llevarnos a reflexionar sobre el legado de la II Guerra Mundial y sus lecciones perdurables[3]. Debemos recordar las atrocidades perpetradas durante este período oscuro de la historia humana y comprometernos a trabajar juntos para prevenir la repetición de tales horrores en el futuro. La intolerancia, el odio y la discriminación nunca deben ser tolerados, y debemos esforzarnos por promover valores y construir un mundo donde prevalezcan la comprensión, el respeto y la cooperación.

El Día de la Victoria también nos brinda la oportunidad de buscar la reconciliación y la paz duradera entre las naciones y las personas. A pesar de las diferencias que puedan existir entre nosotros, debemos recordar que todos compartimos un destino común en este planeta. Al honrar el sacrificio de aquellos que lucharon en la II Guerra Mundial, debemos comprometernos a trabajar juntos para construir un mundo más justo, pacífico y próspero para las generaciones venideras.

JACA – Santander, mayo de 2024

Referencias:

[1] La mayoría de los especialistas reconocen entre 40 y 50 millones de muertos (más de la mitad de ellos civiles), el doble o triple de heridos y otros 50 millones de desplazados forzosos o deportados.

[2] Entre las potencias aliadas, la URSS fue la que sufrió el mayor número total de muertos: unos 18 millones

[3] 6 millones de judíos europeos fueron asesinados durante el Holocausto. Europa quedó en ruinas. Alemania, derrotada y dividida. Millones de personas fueron desalojadas de sus hogares, o deportadas. Y por primera y única vez en la historia de la humanidad, se usaron armas atómicas, en Hiroshima y Nagasaki