Otra de libros…

MIS IMPRESIONES DEL LIBRO

Sinopsis

Desde hace algunos años, debido a la compleja situación actual, la ciencia de la geopolítica está adquiriendo una importancia que había perdido en cierto modo tras la segunda guerra mundial. ¿Cómo se relacionan los países? ¿Qué estrategias de poder utilizan?

A través de numerosos ejemplos, veremos que existen una serie de estrategias clásicas, todas con un trasfondo de hipocresía y de aprovechamiento de las debilidades ajenas, que han prevalecido a lo largo del tiempo. También descubriremos que a lo largo de la historia se han cometido una serie de errores geopolíticos que se siguen repitiendo. Porque, aunque hoy en día las reglas han cambiado, existen unos fundamentos inamovibles en este campo.

El coronel Pedro Baños, un experto estratega, nos adentra en las incógnitas de estos juegos de dominio entre países y nos desvela las claves y trucos del poder mundial, que se pueden condensar en unas eficaces reglas universales para conseguir nuestros objetivos con títulos tan sugestivos como “El mundo visto como patio de colegio”, “El portero de discoteca”, “Empobrece y debilita a tu vecino” o “Miente, que algo queda”.

MIS IMPRESIONES

Así se domina el mundo: Desvelando las claves del poder mundial” es el cuarto o quinto libro escrito por Pedro Baños, que me leo con gran interés y que como los anteriores supera mis expectativas sobre la temática tan vigente y actual al analizar las diversas estrategias utilizadas por los actores internacionales, para ejercer y mantener el poder a nivel global. Enriquece nuestra óptica y forma de valorar el contexto actual de la geopolítica y nos destaca la importancia de comprender las estrategias de poder en el siglo XXI.

Examina las diferentes entidades y actores que ejercen influencia en el escenario mundial, desde estados hasta empresas y organismos internacionales. Baños desglosa diversas estrategias empleadas por los países y organizaciones para alcanzar y mantener el poder, incluyendo la diplomacia, el uso de la información, la economía y las estrategias militares. Adentrándose en el mundo de la ciberguerra, explorando cómo los estados y otros actores utilizan el ciberespionaje y los ciberataques como herramientas estratégicas. Examina la influencia económica como un instrumento clave en la consecución de objetivos geopolíticos, abordando temas como las sanciones económicas y el control de recursos.

No cabe duda y, así lo analiza Baños que la diplomacia constituye una herramienta fundamental para el ejercicio del poder y en la resolución de conflictos internacionales. Centra su análisis en uno de los capítulos, en cómo la información y la manipulación de la opinión pública se han convertido en elementos cruciales en la lucha por el poder. Con maestría nos muestra el papel de las fuerzas armadas y las estrategias militares en la geopolítica actual, así como las implicaciones de los conflictos bélicos.

En un artículo de El Español – Cultural, leí estas apreciaciones, que resumo:

“En un último capítulo muy interesante Baños nos describe “los siete pecados capitales” del ser humano que conducen a los conflictos bélicos, debilidades que son fruto de “las eternas pasiones y las flaquezas humanas”. Sólo así -por la avaricia, la arrogancia, la ira, el orgullo o los errores de cálculo, todos tan humanos- se explica que las guerras se sucedan una tras otra, y muchas, a veces, con el entusiasmo abierto de la población. Baños analiza también ciertas constantes históricas, como la tensión secular en Afganistán, uno de esos “países encrucijada” en eterna disputa, o el caso de Rusia, a cuyas puertas fracasaron tanto Napoleón como Hitler. Una de las debilidades del libro es, sin embargo, cierta simplificación, que se advierte ya desde el título: si algo es claro hoy -y lo reconoce también el autor- es que el mundo actual no es dominado por nadie, que si algo define el equilibrio mundial es la incertidumbre, la gran volatilidad de un escenario cada vez más complejo en el que, como escribe el autor en el epílogo, “los cambios se suceden con una rapidez inusitada”, favorecidos por las tecnologías”[1].

No me siento capaz de emitir ninguna conclusión de este certero y valioso libro, que sumo a los que Baños nos ha puesto a nuestro alcance y de cuyas reflexiones sobre las dinámicas actuales de poder a nivel mundial nos ayudan a tratar de entender las Claves del Poder en el Siglo XXI.

Me llamó la atención que Baños en una de sus conferencias dijo, que “el libro se prohibió en UK, porque tenia en la cubierta de caratula un pulpo, que ellos consideraban un símbolo antisemita. Con este mismo argumento, fue prohibido en Alemania y en Francia, por ese argumento sucio del mundo anglosajón”[2].

He visto videos de sus conferencias y presentaciones del libro, que me hacen sumarme a las críticas positivas recibidas, por su enfoque claro y accesible, para los que como yo no somos expertos para comprender las complejidades de la geopolítica. Una de las llamadas constantes de Baños, es la importancia que subraya de manera constante, de estar informado sobre las diversas estrategias utilizadas por los actores globales en la búsqueda y el ejercicio del poder, para no ser manipulados.

Este libro “Así se domina el mundo: Desvelando las claves del poder mundial” (Ed. Ariel) ha sido un éxito en España, con 21 ediciones, y ha sido traducido a más de diez lenguas en 15 países.

Dr. Jorge A. Capote Abreu

Referencias:

[1] https://www.elespanol.com/el-cultural/letras/20171222/domina-mundo/271474269_0.html

[2] Su editorial en Reino Unido, Penguin, lo defiende de los ataques del escritor Jeremy Duns y considera su libro “Así se domina el mundo” como «contundente» pero «no antisemita». Jeremy Duns, un escritor inglés especializado en tramas de espionaje, que acusa al militar en la reserva de ser un «español teórico de la conspiración y antisemita» por su libro editado recientemente en Reino Unido.