Mañana invernal…

UNA MAÑANA INVERNAL

Llueve y hace frio,

El cielo ha nacido gris,

Las brumas turbian el horizonte,

La naturaleza se abriga de gélidas gotas de rocío.

No hay espacio para la luz, que apenas nos alumbra,

Ni para los pájaros o animales del bosque que no salen de sus madrigueras,

Buscan la placidez del obligado periodo invernal, donde lo hubiera

Con la pesadez del tiempo como montera, para seguir viviendo.

Lentamente se despierta la ciudad,

Abrigados todo lo que pueden,

Obligados a vencer los retos y,

Convencidos, que esto, al fin pasara.

 

Santander, 11 de enero de 2024