LOS INTERESES DE LA INDUSTRIA DEL ARMAMENTO (III)

LOS INTERESES DE LA INDUSTRIA DEL ARMAMENTO (III)

Infodefensa.com (BBC) – Gráfico Carlos G. Kindelán – Publicado en 20minutos el 13.10.2022

Acabo de terminar un artículo anterior sobre este tema, que no es mi tema, ni de mi interés, cuando sale la noticia de la puesta en servicio por Rusia de los misiles balísticos Sarmat que cargan 10 ojivas nucleares. Si en el artículo del 02.09.2023 hacia una breve reseña informativa sobre el “sistema de misiles de defensa aérea más avanzado, Arrow 3, diseñado conjuntamente por la IsraelAerospace Industries y la multinacional estadounidense Boeing”, ahora es Rusia que nos pone en sobresalto por el alcance del anuncio de la puesta en servicio de los misiles balísticos multicabezas nucleares Sarmat.

Los misiles balísticos Sarmat-28, como se le anuncia, – o como se le denomina propagandísticamente, Satán II – son capaces de alcanzar los 18,000 kilómetros y capaces de cargar hasta 16 ojivas nucleares.[1]

La puesta en guardia operativa y a disposición de la Fuerzas Armadas rusas, se están produciendo masivamente, según La Razón.es del 01.09.2023, y dice: “La última amenaza de Rusia se ha hecho realidad. el jefe de la agencia espacial Roscosmos, Yuri Borísov, ha anunciado este viernes la puesta en servicio de los misiles estratégicos intercontinentales Sarmat, capaces de lanzar múltiples ojivas nucleares”.

¿No hay razón para el sobresalto? ¿No es inquietante esta acelerada carrera armamentística? Dia tras día, de un lado u otro de la Guerra entre Rusia y la OTAN en Ucrania, se muestran líneas de fuerzas a base de las novedades tecnológicas que el hombre ha logrado en laboratorios y manos menos escrupulosas y dotadas nos las ponen al alcance de un simple botón para mostrar sus inmensos poderes de destrucción y muerte.

No le veo ningún motivo de aplausos a lo que puede ser el final de la especie humana, si se desata esta acelerada escalada de la guerra, se  debe hacer algo por pararle.

Por decenas de miles, se suponen las mentes privilegiadas que dedican sus máximas capacidades en desarrollar estos artilugios de destrucción y muerte en ambos bandos de la guerra. En el diseño, en los laboratorios de prototipos y ensayos, en la aplicación de tecnologías aun no disponibles en los institutos de investigación científica civiles se desarrollan en poner a punto estos artefactos. Créanme que les hablo con conciencia de ello. Los Institutos de Investigación Científica aplicados al desarrollo de la Industria Armamentística se nutren, constantemente, de los cerebros mas brillantes de las Universidades, en todas las latitudes. Actúan como los famosos scouts[2] del futbol o de los deportes elites, recorren y visitan los campos de entrenamientos para con sus ojos experimentados detectar las cualidades sobresalientes de los posibles candidatos y captarlos en edades tempranas. Basta revisar la biografía de los científicos más destacados de la Guerra Fría, para constatar esto.

Volviendo a esta mortífera arma anunciada del Sarmat-28 o Satán. El misil balístico RS-28 Sarmat, Rusia lo viene desarrollando desde el 2010, en el empeño de lograr “el misil de su clase más grande jamás construido”. Su peso de 208 toneladas, una longitud de 35,5 metros y un diámetro de 3, ya lo logra. Además puede cargar 10 ojivas nucleares grandes o hasta 16 más pequeñas o, vehículos hipersónicos de impulso y deslizamiento armados con ojivas nucleares que vuelen hasta su objetivo final. Mucho me hubiera gustado tener referencia de costes de investigación, producción y ensayos de este “monstruoso” instrumento de destrucción y muerte, para darme una idea de cuantas cosas se dejan de hacer en beneficio de la humanidad para invertirlas en estas armas de destrucción masiva que nos amenazan como nunca antes habíamos sentido la fuerza de ello.

Quedan muchas incógnitas que esclarecer, en esta carrera acelerada de la Guerra de la OTAN contra Rusia en Ucrania, que nada o casi nada estamos haciendo por detener. Leo con afán y esmero todo lo que me cae en mis manos de lo que se publica, de un lado y del otro, en busca de ver con alguna claridad las tendencias. Desde Noam Chomsky, Rafael Poch de Feliu, Carlos Taibo, hasta los de Yuri Felshtinsky en “La primera batalla de la 3ª Guerra Mundial”, o Alejandro López Canorea en “Descifrando la Guerra”. No veo claramente un llamado a detener esta acelerada carrera armamentística cuyo desenlace final puede ser la desaparición nuestra de la faz de la tierra.

Dr. Jorge A. Capote Abreu

Referencias:

[1]  Pudieran impactar en Berlín en 3′20′’ y en Madrid en poco más de cinco minutos.

[2] Los scouts (del deporte que sean) son el puente de conexión entre los deportistas emergentes con gran potencial y las franquicias de las ligas profesionales. También son conocidos como cazatalentos y tienen la función principal de reclutar a las próximas generaciones que brillarán en una de las ligas profesionales más importantes del mundo.