Basta ya…

“ASALTO AL HOSPITAL AL SHIFA DE GAZA: Tragedia Humanitaria y Condena Internacional”

En medio de la ofensiva israelí en Gaza, el Hospital Al Shifa se ha convertido en el epicentro de una crisis humanitaria. Con más de 11,000 muertos ya registrados, la situación alcanza niveles críticos, especialmente en el principal centro hospitalario de Gaza[1]. La falta de suministro eléctrico ha llevado a la interrupción de servicios vitales, como el funcionamiento de incubadoras para bebés prematuros.

El agotamiento del combustible de los generadores eléctricos durante el bloqueo ha obligado a sacar a bebés prematuros de las incubadoras, resultando en la trágica pérdida de al menos seis de ellos. La vida de los demás bebés prematuros pende de un hilo. Esta situación ha suscitado la preocupación y horror de la Cruz Roja y la ONU, que condenan el ataque israelí al hospital.

El Ejército israelí justifica su incursión en Al Shifa alegando una operación “selectiva” contra un supuesto puesto de mando de Hamas. Sin embargo, el grupo islamista niega dicha presencia en las instalaciones hospitalarias. La comunidad internacional, representada por la Cruz Roja, la ONU y el Ministerio de Exteriores de Qatar, ha expresado alarma y ha pedido una investigación internacional independiente bajo el marco de Naciones Unidas sobre el asalto al Hospital Al Shifa.

La tragedia en Al Shifa destaca la urgente necesidad de un alto el fuego y un compromiso internacional para abordar la crisis humanitaria en Gaza. Mientras tanto, la comunidad internacional sigue presionando para esclarecer los hechos y responsabilidades en torno a este devastador ataque hospitalario.

Referencias:

[1] De momento se calcula por las autoridades sanitarias gazatíes que unas 11.500 personas han sido asesinadas, entre ellas más de 4.000 menores de edad; así como 30.000 heridas y 1,7 millones desplazadas (de una población de 2,3 millones).